loader image

Para la comunidad y expertos en el área Instituto de Estudios de la Salud culminó Proyecto FIC con dos actividades de difusión de sus logros.

Tiempo de lectura: 20 minutos
Lorenzo Palma
Lorenzo Palma Morales es Periodista, Licenciado en Comunicación Social y Bachiller en Humanidades y Ciencias Sociales de la Universidad Austral de Chile. Diplomado en Periodismo de Investigación de la Universidad de Chile y Magíster en Desarrollo Rural, Becado por CONI- CYT (UACh), Diplomado en Escritura Creativa de No Ficción por la Universidad Alberto Hurtado. En el año 2018 fundó el medio de comunicación nacional y agencia de contenidos www.cienciaenchile.cl, del cual es su director. Ha participado organizando actividades de divulgación y difundiendo resultados de investigación en innumerables proyectos de norte a sur del país.

Con dos actividades dirigidas a la comunidad iquiqueña y expertos culminó proyecto FIC Medicina III: “Biomarcadores y Mitigadores”, ejecutado por el Instituto de Estudios de la Salud (IES) de la Universidad Arturo Prat (UNAP), iniciativa que contó con el apoyo del Gobierno Regional, el Consejo Regional de Tarapacá y la colaboración del Ejército de Chile y la Universidad de Eppendorf (UKE) de Alemania.

Las iniciativas que se desarrollaron este 5 y 6 de octubre, contaron con la presencia de autoridades regionales, militares y universitarias, comunidad en general y especialistas en el tema. Es así como el 5 de octubre se efectuó el Pre-Simposio Gore Tarapacá,  “Biomarcadores”, abierto a toda la comunidad, y el 6 de octubre se realizó el Tercer Simposio: Internacional Decipher “Hipoxia, Pulmón y Más Allá”, orientado a expertos en la materia..

Al respecto, el Dr. Eduardo Peña, responsable de esta iniciativa y director del Instituto de Estudios de la Salud, destacó “Hoy estamos exponiendo los productos que hemos generado en este proyecto, superando todas las brechas que hemos tenido producto de la pandemia como también de los temas sociales. En este período hemos logrado como Instituto y como Universidad hacer el primer ensayo clínico en seres humanos, administrándoles suplementos nutricionales o nutraceúticos a nuestros voluntarios gracias al apoyo y colaboración recibida por el Ejército de Chile”.

Asimismo, agradeció al Gobierno Regional y al Consejo Regional de Tarapacá su confianza en el trabajo que han desarrollado durante estos 25 años buscando las moléculas implicadas en esta patología de altura, destacando que en los dos últimos años este apoyo ha permitido dar un salto al buscar un tratamiento para esta enfermedad.

Resaltó, también, a la Universidad de Hamburgo en Alemania y especialmente al investigador Rainer Böger por su colaboración constante que posibilitó generar todos los procesos, la estructura y el protocolo para trabajar con seres humanos y animales y encontrar un nutracéutico para mitigar esta enfermedad.

El especialista, además, destacó que el trabajo que han realizado ha sido difundido por todos los canales, tanto a especialistas como a la comunidad en general, ya que desean que estos nuevos conocimientos contribuyan al bienestar de las personas afectadas por el mal de altura.

En tanto, Rainer Böger, investigador y profesor de farmacología clínica en medicina de la Universidad de Hamburgo en Alemania, añadió que “He trabajado por muchos años en la biología y biología molecular para entender las enfermedades del pulmón, lo que me llevó a colaborar también con los colegas de Iquique en Chile”.

Agregó  el especialista alemán que el proyecto que están llevando a cabo es muy importante para entender las enfermedades del pulmón, porque la deficiencia de oxígeno a gran altura cambia en este órgano, y si es mantenido en el tiempo lleva a enfermedades que no pueden ser revertidas. “Estamos por ello buscando nuevas vías para saber si las personas se pueden enfermar antes de subir a gran altura y darle una solución preventiva para que estas enfermedades no ocurran. Ya hemos encontrado biomarcadores interesantes que podemos medir en la gente, en Iquique o en otras partes de Chile, que nos dirán si las personas tienen un alto riesgo de enfermedad”.

 

Afirmó que el próximo paso es descubrir un tratamiento para aquellos individuos de alto riesgo y poder dárselos a estas personas para que puedan subir a gran altitud sin peligro. Para lo cual han empezado un proyecto piloto y están ansiosos por seguir colaborando y obtener nuevos resultados, especialmente, para que quienes trabajan en minería, en el Ejército a gran altura o hacen algún deporte puedan continuar su labor. “Muchas personas pueden beneficiarse de este proyecto, y los resultados de los colegas de Iquique son muy importantes para nosotros en Hamburgo para lo que es el tratamiento de pacientes con enfermedades pulmonares crónicas”.

 

Por otra parte, el Gobernador de Tarapacá José Miguel Carvajal, a través de un saludo virtual felicitó a la Universidad Arturo Prat y a los investigadores por su trabajo, destacando que es una gran contribución para mejorar la calidad de vida de los habitantes de la región y de las personas que viven en altura.

Asimismo, Joshua Langenegger, profesional de la División de Fomento e Industria del Gobierno Regional de la Tarapacá, sostuvo que durante muchos años el GORE ha tenido como prioridad incentivar la investigación científica a través de los fondos de innovación, y esta línea de investigación que es medicina de altura ha tenido múltiples instancias de financiamiento a partir del año 2015. Esto, de acuerdo al profesional, refleja lo que es el rol de la universidad regional y que permite pensar en que Tarapacá puede transformarse en un polo de desarrollo científico tecnológico en materia relacionadas con investigación en altura.

 

 

En tanto, el Teniente Coronel Erasmus Gutiérrez Novoa, Oficial de Logística de la 6ta División del Ejército, sostuvo que ” La importancia de esta iniciativa radica en que va a impactar, tanto la población civil y militar, mitigando los efectos del mal de altura para quienes viven y sirven en esas condiciones, como es el caso de nuestras tropas que están en un ambiente de altura en la Sexta División del Ejército”.

Por otra parte, el Sargento Primero, Hermes Sotelo Quintana, enfermero militar de combate de la asesoría de sanidad de la 6ta División del Ejército, precisó que “Este tiempo ha sido muy enriquecedor, especialmente, para mí como especialista, ya que soy enfermero militar de combate y he aprendido de todo este proceso vivido con los investigadores y nuestras tropas. “

Afirmó, que es un gran avance que se pueda mitigar la acción de la puna en los nuevos soldados que pasan acuartelados en la altura en la frontera en la ciudad de Putre.

 

Finalmente la Rectora (S) Dra. Liliana Herrera , concluyó  que  “Para la Universidad ha sido un avance, en el contexto de cómo nosotros podemos efectivamente hacernos parte del territorio, resolviendo una problemática que tiene que ver con vivir en ambientes extremos, y desde luego ha sido fundamental la  articulación con una instancia internacional como es el Instituto de Farmacología y de Toxicología de Hamburgo en  Alemania, que ha potenciado el trabajo de nuestro Instituto de Altura y el avance de nuestras y nuestros investigadores. Una nueva generación de jóvenes que han ido incrementando el conocimiento respecto a este tema, lo que se verá reflejado en la calidad de vida de las comunidades que están sujetas a estas condiciones de altura”.

Destacó también al equipo del Instituto de Estudios de la Salud, que es el reflejo de años de servicio a la comunidad, con una vocación y voluntad que se ha transmitido a las nuevas generaciones de investigadores, que constantemente realizan transferencia de conocimientos y capacitaciones a nivel regional y nacional.

Agradeció, asimismo, al Gobierno Regional, al Consejo Regional de Tarapacá, al Ejército de chile, y a los investigadores nacionales e internacionales presentes por su valiosa colaboración, participación y compromiso con la investigación, la ciencia, factores indispensables para el logro de los objetivos de este proyecto.

Entre las ponencias del Pre-simposio, cabe destacar la presencia dela investigadora argentina, Emma Alfaro de la Universidad Nacional de Jujuy, quien expuso respecto a la línea de la biodemografía, es decir efectuó un análisis de aspectos de natalidad, mortalidad y migración tanto en la actualidad como a nivel histórico, y como esto ha impactado en la composición de las poblaciones actuales y en marcadores de salud.

 

 

Esta gran iniciativa posibilitó que durante 6 meses se suministrara un suplemento natural denominado arginina al personal de la Brigada Motorizada N°24 “Huamachuco “en Putre, quienes voluntariamente están participando en esta investigación que determinó si el compuesto disminuye los efectos de la puna o las enfermedades asociadas a la altura.

De esta manera, los resultados no solamente serán una contribución para las fuerzas armadas, sino también para el área minera y los habitantes de estas zonas que se encuentran en altura con relación al mar.

El equipo del Instituto de Estudios de la Salud que ha trabajado en este proyecto está conformado por el Dr. Eduardo Peña Ortiz como director; Samia El Alam López, coordinadora; Dr. Julio Brito Richards, académico Investigador; Dra. Patricia Siqués Lee, Directora de proyecto hasta octubre 2022; Karem Arriaza Schiller, Investigadora; Dra. Karen Flores Urra, Investigadora; Gabriela Lamas Crisosto, Técnico de Laboratorio; Natalia Bazaez Gallardo, secretaria; Jocelyn Roco Cossio , Encargada Financiera y Ruttinich Vargas Suarez, investigadora.

 

Compartir publicación

Etiquetas de esta publicación

Artículos
relacionados