“Estudiar la percepción de los agricultores ante la sequía es fundamental para crear comunidades más resilientes al cambio climático y fortalecer la mitigación”

514

Consuelo Suazo Muñoz es una apasionada psicóloga que se ha dedicado a estudiar la percepción de los agricultores ante la sequía, a través del proyecto Fondecyt 11200683 “Resiliencia Comunitaria-Climática “en el que participó junto a su profesor guía el Dr. José Sandoval. La investigadora es parte de un grupo de tesistas que junto al proyecto se han ocupado de estudiar fehacientemente la resiliencia comunitaria y el cambio climático como una problemática latente.

Valentina Luza Carrión, Ciencia en Chile.- En la actualidad, el cambio climático se encuentra causando grandes cambios en el medio ambiente y los efectos que trae consigo repercuten de forma directa en los países más vulnerables del mundo y en los/as agricultores/as con menores ingresos que ven mermados sus cultivos a causa de sequías que aumentan año tras año su frecuencia y magnitud.

La sequía es la deficiencia de las precipitaciones a través de un periodo de tiempo y la más estudiada es la que concibe su causa en razones meteorológicas, siendo cada vez más frecuente debido al cambio climático. Asimismo, sus repercusiones son diversas: impacto negativo sobre la seguridad alimentaria de los países, en la misma población de agricultores y las comunidades que conviven alrededor.

En ese sentido, la percepción de riesgo se entiende como el proceso psicológico que atraviesan los seres humanos que influye para evaluar los riesgos ante el cambio climático. Aquí confluyen los pensamientos, percepciones, sentimientos, juicios y valores sobre el origen de los sucesos que permiten en consecuencia tomar decisiones y desplegar estrategias de adaptación.

Consuelo Suazo Muñoz es psicóloga de la Universidad del Biobío y a través del Fondo Fondecyt 11200683 estudió junto al Dr. José Sandoval la percepción de los agricultores ante la sequía a través de una metodología de revisión sistemática de artículos de carácter global.

En Ciencia en Chile conversamos con la psicológica y tesista al respecto de la investigación, considerando los ejes de la revisión de los artículos junto a sus principales hallazgos.

¿Por qué  surgió la inquietud por investigar la percepción y los efectos psicosociales de los agricultores?

-Elegí esta temática por dos razones, la primera es porque tengo familiares que son agricultores o pequeños agricultores que se dedican al trabajo de la tierra. La segunda es para visibilizar lo que está sucediendo con el cambio climático, específicamente con la sequía. Faltan investigaciones y sentí la necesidad de aportar en ello desde la percepción de quienes son los principales afectados y afectadas.

 ¿De qué manera saber las percepciones de los agricultores y comunidades nos ayudan a enfrentar  el cambio climático y las sequías?

-Ayuda a conocer la percepción en el sentido que si ellos reconocen como un riesgo o no la sequía es primordial. Esta percepción ayuda a que puedan tomar estrategias de adaptación con mayor impacto. Por ejemplo, en la revisión de los 50 artículos encontramos que hay muchos que creen que la sequía es producto de creencias religiosas. Los agricultores que lo consideran como un riesgo climático ellos se van a adaptar más fácil. Si no, es muy difícil lograr la adaptación. Es un eslabón trascendental a la hora de poder crear comunidades resilientes y en consecuencia, poder reducir la vulnerabilidad de esta población. 

¿Cuáles son los factores que más influyen en la percepción de los agricultores?

-Podemos ver según lo que se menciona en la literatura internacional que los mayores indicadores de influencia en las percepciones son el nivel de escolaridad, la edad, los medios de comunicación y la memoria colectiva y/o individual. Sin duda, aquello es lo que va creando la percepción con el tiempo.

¿Todos llegan a tener estrategias de adaptación? 

-No todas las personas pueden adaptarse en ese rubro, ya que es muy vulnerable en varios sentidos por poseer ciertas limitaciones en algunos casos; económicas, de conocimiento, recursos agrícolas limitados, entre otros. 

Falta ayuda en ese sentido ya que se afectan los medios de vida de los y las agricultores, específicamente en su medio económico. Podemos ver que hay varias pérdidas sobre todo a los que se dedican solo a la agricultura. Por ello, hay muchos que se han dedicado a otras cosas simultáneamente para no tener tantas pérdidas. Muchos adquieren enfermedades durante el camino, otros tienen ganados y también se va disminuyendo la reproducción, el ganado muere, o se enferma y todo es pérdida económica.

 También aumenta el precio de los alimentos o de los insumos agrícolas que ellos necesitan, todo eso los afecta en sus medios de vida. Otros migran porque ya no pueden realizarlo en los sectores que tienen sequía. Otros la abandonan tajantemente ya que no hay solvencia económica. Hay muchos impactos.

Entre los agricultores que logran adaptarse ¿Cuáles son sus principales estrategias según la revisión de casos a escala mundial?

– Entre las estrategias está la recolección de agua de lluvia, crear pozos, sacar agua de napas subterráneas, cambiar la fecha de cultivo, cultivar especies tolerantes a la sequía, también se dedican a otro rubro o bien otro trabajo paralelo. Excavan pozos más profundos y se produce utilización del riego de manera eficiente. 

¿Cómo la sequía va a cambiar a las comunidades en un futuro?

-Aprendí que la agricultura es muy importante para los medios de vida de todas las personas en el mundo. Si hay pérdida de cultivo, afecta a la seguridad alimentaria y lleva a una inestabilidad, aumenta la pobreza y la desnutrición. Se desconoce, se piensa que es algo obvio, pero falta educación al respecto. Está todo conectado y por ende si esta población no logra contrarrestar los efectos con estrategias de adaptación, termina afectando a todas las comunidades.

Mientras más sequías se presenten, mayor vulnerabilidad a plagas y también infertilidad de suelos, poblaciones más vulnerables, entre otros efectos vamos a evidenciar con el paso del tiempo con cada vez mayor recurrencia.

¿Qué esperas sobre esta investigación? ¿En dónde radica su importancia para el futuro?

Esta investigación fue para honrar mis raíces campesinas y visibilizar lo que les sucede a los agricultores a nivel mundial. Es una población muy vulnerable ya que depende mucho del clima para sus cultivos. Espero en un futuro poder seguir investigando al respecto, con esta investigación se logró llenar un vacío de conocimiento que puede aportar a crear políticas públicas que puedan ser útil para interferir en la agricultura y esta población vulnerable. 

Consuelo concluye mencionando que es fundamental conocer las percepciones para actuar desde allí en un futuro, ya que la revisión de la literatura indica que conocer las diferentes perspectivas de esta población es relevante para las políticas de adaptación. De esta manera, estarán en consonancia con las creencias de los agricultores. Indica que le gustaría seguir investigando al respecto, específicamente en la región de Ñuble y que crear comunidades resilientes al cambio climático es clave para combatirlo.